Con motivo del próximo 8M y como parte de la campaña #NosotrasJuntas de Change.org, el artista urbano Félix Reboto, más conocido como Spok, está desde el martes hasta el sábado pintando un mural en la fachada del número 35 de la calle Gran Vía, en Madrid, como publica EuropaPress.

Se trata de un homenaje a cuatro mujeres activistas que han luchado por sus causas y comienzan a obtener resultados a través de campañas en las que se pone de manifiesto “su capacidad para resistir, inspirar y unir a la gente”, según informa CadenaSER.  

Maria de la Fuente, con su campaña #OcientíficaOmadre y su lucha contra la discriminación de las mujeres en el ámbito científico, logrando la incorporación de medidas específicas incorporadas en la “Acción Estratégica de Salud 2019”, aprobada por el Gobierno el año pasado.

Silvia González, que ha logrado que el gobierno de Navarra apruebe un plan piloto sobre el acceso a lugares públicos de los perros de protección a víctimas de violencia machista, primer paso para que se los reconozca legalmente como perros de asistencia.

Rafaela Pimental, activista del movimiento “Territorio doméstico”, que registró una petición de reconocimiento del valor social y económico del trabajo doméstico, a través de la ratificación por parte del gobierno español del convenio 189 de la OIT.

Paloma Pastor, quien en 2014 inició una campaña para incluir en el servicio público de salud la rehabilitación de niños y niñas con daño cerebral severo, logrando que el Hospital Niño Jesús, de Madrid, incluyera un servicio de neurorehabilitación específico.

Cuatro rostros, cuatro mujeres ejemplo de cómo una iniciativa particular puede convertirse en un movimiento ciudadano por la igualdad, ejemplo para muchas otras de cara a las movilizaciones del 8M.

Secciones: Noticias subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación