Estos días se cumple un año desde que algunas de las redes sociales y plataformas digitales más poderosas del mundo se comprometieron para, de un modo u otro, colaborar en la respuesta frente al aumento de la violencia de género desde el comienzo de la pandemia y facilitar información importante sobre los servicios on line de ayuda a supervivientes de violencia doméstica

Los progresos en esta línea se siguen dando y hace sólo unos días diferentes medios de comunicación informaban sobre la adhesión de Facebook, Tik Tok, Twitter y You Tube al compromiso liderado por World Wide Web Foundation (WWWF) para revisar y corregir las “debilidades” existentes en la forma en que se aborda la violencia de género desde e´bstas plataformas.

El anuncio, tal y como informa The Guardian (T.G), se llevó a cabo en el Foro mundial para la igualdad de género convocado por ONU mujeres en París y está respaldado por una carta abierta firmada por ex jefes de estado, otras líderes mundiales como Michelle Bachelet y Graça Machel y personalidades mediáticas del mundo de la comunicación y el espectáculo como Annie Lennox, Ashley Judd, Gemma Chan y Maisie Williams. 

Algunos de los compromisos adquiridos por parte de estas empresas se traducen en el ofrecimiento de configuraciones más precisas que den mayores opciones a la hora de que las personas usuarias puedan diseñar su propia seguridad. Algunos ejemplos son dar la opción de poder bloquear a personas para que no respondan a las publicaciones que realizamos; ofrecer un lenguaje más simple y accesible a la persona usuaria con el fin de mejorar el acceso a las herramientas de seguridad y facilitar su entendimiento; realizar un seguimiento así como administrar los informes una vez que se han elaborado con esta perspectiva o, algo muy importante, brindar más orientación a quienes desean denunciar violencia y garantizar que los problemas no se rechazan porque no se han marcado las casillas correctas en los sistemas internos con que dichas redes cuentan para denunciar.

Según The Guardian, Azmina Dhrodia, gerente senior de políticas de WWWF, dijo; Ahora, han tenido la oportunidad de trabajar junto con los principales expertos de diferentes sectores para co-crear soluciones que pueden conducir a un cambio real en toda la industria. Los compromisos que han asumido hoy deben celebrarse como una gran victoria y actuar como un trampolín para que las empresas aborden el abuso contra las mujeres como una prioridad.

Declaraciones muy pertinentes si se tiene en cuenta, además de su incremento durante 2020 en un 35%, que más de un tercio de las mujeres de todo el mundo han sufrido abusos on line, aumentando a casi la mitad entre las más jóvenes, según un estudio que aporta T.G, que ratifica la imperiosa necesidad, no sólo de que se lleven a cabo los propósitos anunciados, sino de seguir caminando en esta dirección y que cada vez haya más iniciativas para prevenir la violencia que sufren las niñas y las mujeres en estos espacios. 

Secciones: subportada