Apertura del año judicial 2019-2020. Casa Real

La Asociación de Mujeres Juezas de España (AMJE), aprovechando la Apertura del Año Judicial 2019-2020, ha emitido un comunicado en el que reclama al Consejo General del Poder Judicial cumplir con las recomendaciones y estándares internacionales así como con los mandatos legales para promover la igualdad efectiva en las carreras judiciales. 

Las mujeres son mayoría en el campo judicial. Y, a pesar de que poco a poco se va incrementando el número de juezas y magistradas y las juezas representan ya el 53,9%, se encuentran con un techo de cristal y son invisibilizadas en su profesión. 

AMJE, en su comunicado, concreta dos cuestiones que sería necesario abordar: 

 1º Cumplimiento de la normativa nacional, europea e internacional para alcanzar paridad de género en la cúpula judicial, para integrar las experiencias femeninas en las resoluciones jurisdiccionales y para democratizar la justicia y hacerla (realmente) representativa.

2º La integración de acciones positivas de género como estrategia temporal destinada a remover los obstáculos, que impiden la representación equilibrada de mujeres y hombres en el Tribunal Supremo, instancias jurisdiccionales superiores y cargos gubernativos judiciales, a tenor del artículo 11 de la LOIEMH.

El hecho de que no exista paridad en los órganos judiciales afecta negativamente a su calidad. Es necesario que dichos órganos sean representativos de la sociedad a la que están administrando la justicia. Si no se promueve la paridad se “no integra de forma equilibrada, todas las experiencias humanas (masculinas y femeninas), sino solo las de la mitad de la sociedad” -aclara AMJE-. 

Es necesario que como sociedad reflexionemos sobre la representatividad que realmente tiene la administración de justicia. ¿Es sensible a todas las realidades? Como hemos visto, cuanta más diversidad exista, más sensibilidades y experiencias entrarán en diálogo. Así, es urgente incluir las voces de las mujeres, pero también es necesario incluir otras que hasta ahora han estado silenciadas, por ejemplo, las voces de otras culturas. De esta manera se podrán ofrecer más garantías a la hora de aplicar una justicia real. 

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación