Pauline Viardot-García

Pauline Viardot-García nació en París, en 1821, aunque parte de su familia era de origen español. 

Pertenecía a una familia de músicos, por lo que desde niña estudió música con su padre, quien le dotó de una formidable educación musical, y a la muerte de éste, con su madre. 

También recibió clases de piano del compositor Franz Liszt. 

Fue una afamada cantante de ópera y compositora. Según sus coetáneos, tenía una fina técnica, y gran capacidad para la representación dramática. Era mezzosoprano, pero también podía cantar en el papel de soprano y contralto, gracias a estar dotada de una voz de gran calidad que abarcaba una extensión de dos octavas y media. 

Comenzó como concertista, pero pronto se inició en la ópera; el primer papel que interpretó en este género lírico fue el de Desdémona. Posteriormente, se dedicó a este género, en el que obtuvo gran reconocimiento. Así, actuó en el Teatro de los italianos, de París, en él se consagró como artista con mucha clase y sensibilidad. 

Uno de sus teatros preferidos fue el de Londres, el Covent Garden, en él cantó de forma sistemática hasta su retiro de la escena. Sin embargo, fue en París, donde recibió la mayor parte de los aplausos y reconocimiento. Incluso Frédéric Chopin le escribió canciones. 

Esta artista tuvo importancia en los círculos intelectuales de la época. 

Pauline Viardot -García alcanzó gran éxito en San Petersburgo, fue la primera extranjera que cantó el repertorio italiano en Rusia con los papeles de Rosina y Norma. Asimismo, extendió la música rusa a Occidente. 

También era compositora, escribió canciones y transcribió trabajos de otros para su propia voz. Compuso canciones en ruso, sobre textos de poetas rusos. 

Esta cantante, y compositora tenía grandes habilidades y conocimientos que le valieron el reconocimiento y el respeto de sus compañeros, entre otros, Liszt, Berlioz, Saint -Saëns, Wagner, Chopin, Massenet,  Schumann, Brahms. 

Secciones: portada

Si quieres, puedes escribir tu aportación