El equipo de robótica de Afganistán en la PRIMERA Competencia Global de Robótica del Desafío en Washington. Wikipedia

Un grupo de robótica formado por siete mujeres jóvenes estudiantes de un instituto de Herat, en Afganistán, ha construido un ventilador low-cost y ligero para poder tratar a pacientes de la COVID-19. El equipo, Afghan Robotics Team, ha ganado numerosos premios internacionales y ha llevado a cabo la construcción del ventilador en casi cuatro meses, con la guía de personas expertas de Harvard y basándose en un diseño del MIT.

Producir el ventilador cuesta alrededor de $700, mientras que los que se utilizan habitualmente cuestan $20.000. Además, es fácil de llevar y su batería puede durar hasta 10 horas. Tal como informaron a Reuters, las formantes del grupo están muy contentas de que, después de meses de trabajo intenso, hayan podido obtener un resultado tan bueno y servir a las personas de su zona, en un país en el que actualmente solo cuentan con 800 ventiladores. Una vez se realicen las pruebas finales por autoridades sanitarias, los ventiladores se distribuirán a todos los hospitales del país y se compartirá el diseño con la Organización Mundial de la Salud.

Estas estudiantes son un ejemplo más de cómo el trabajo intenso y colaborativo, con rigor ético y científico, puede lograr mejoras importantes para toda la humanidad en los momentos más decisivos.

Secciones: subportada