@SuspensoRacismo

Mañana se celebrará el juicio donde se demanda a la Comunidad de Madrid, a la cual pertenece el colegio donde asistía Camila. Su familia presentó una denuncia por los continuos acosos racistas sufridos por su hija por ser afrodescendiente. 

Según  su familia, se cometieron irregularidades en la aplicación de los protocolos de acoso escolar, que no fueron efectivos y que obligaron a cambiar de centro a Camila.  Esta situación la sufren la mayoría de las víctimas, sus familias se ven obligadas a cambiar de centro para evitar el acoso a sus hijas e hijos ya que desde algunos colegios no se da una respuesta efectiva. 

El aprendizaje que se deriva de ello es dañino tanto para la víctima como para el alumnado que se queda en el centro educativo. Las víctimas sufren el abandono institucional, y más en un espacio que debería ser el ejemplo de convivencia y tolerancia 0 al acoso. Y el alumnado que sigue en el centro aprende la lección de “mejor no denuncies” porque al final los que ganan son los que acosan, creando una falta de sentido en el discurso moral posterior. ¿Cómo abordar posteriormente los derechos humanos en clase si han vivenciado desde su propio centro el no cumplimiento de ellos? 

Desde la iniciativa social y civil de la campaña #suspensoAlRACISMO se quiere ayudar y apoyar a todo el alumnado que ha sufrido acoso escolar y racismo en las aulas y que no ha encontrado en sus centros escolares una respuesta adecuada. Estos días se está promoviendo especialmente el apoyo al caso de Camila; “no es solo un juicio individual, sino un juicio de todos”, según como expresan en su red. Las personas que decidan participar pueden hacerlo a través del hashtag y expresar el rechazo a este tipo de acoso.

Por otro lado, la necesidad de promover actuaciones educativas preventivas efectivas es otra necesidad por abarcar. Desde la aplicación de actuaciones educativas de éxito en prevención del acoso es posible generar una comunidad educativa efectiva en la aplicación de tolerancia 0 al acoso desde los 0 años. Ejemplo de ello son las “Escuelas seguras con Club de Valientes Violencia 0” que forma parte de la aplicación del “Modelo dialógico de prevención y resolución de conflictos” y que actualmente se están llevando a cabo en centenares de escuelas en España y Latino América.

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación