Imagen de NextGen Jane

Cada vez hay más iniciativas en el ámbito de las femtech que utilizan la tecnología específicamente para mejorar la salud de las mujeres. Según Frost & Sullivan, expertos en investigaciones de mercados, en el año 2025 este sector valdrá 44.000 millones de euros. Sin embargo, la mayoría de estas iniciativas giran en torno a temas reproductivos y existen muy pocas iniciativas que vayan más allá.

Por este motivo, Ridhi Tariyal, una ingeniera industrial estadounidense con un MBA en la Universidad de Harvard y un máster en empresariales biomédicas en el MIT, decidió fundar en 2014, junto con su compañero Stephen Gire, una start-up para mejorar la salud femenina a través del diagnóstico de la endometriosis.

La endometriosis es una enfermedad que se caracteriza por un crecimiento del tejido del endometrio fuera de lo normal y puede provocar dolores menstruales e intestinales, entre otros síntomas. Aunque la endometriosis afecta a un 10% de las mujeres en edad fértil, en la mayoría de casos el diagnóstico llega después de años de dolor y a través de técnicas invasivas.

Para poder dar respuesta a esta problemática y mejorar la calidad de vida de las mujeres, Ridhi Tariyal ideó NextGen Jane, una start-up para diagnosticar no sólo endometriosis, sino también cáncer cervical y otros trastornos, a partir de un simple tampón.

El dispositivo para extraer las muestras todavía está en fase experimental y Tariyal explica que tiene el ensayo clínico, que se realizará con 800 mujeres, diseñado y preparado para empezar. El último obstáculo que tiene pendiente es conseguir recaudar los fondos necesarios para implementarlo.

La emprendedora reconoció en The Washington Post que algunos mentores le recomendaron que quitara todas las referencias a la biología de las mujeres y que no se presentara como una empresa de la salud de la mujer ya que, según le decían, esto quitaba peso científico. Además, afirma que entendió qué querían decir realmente: “Hay que intentar no parecer lo que realmente es: una compañía dirigida por una mujer que utiliza la biología femenina para avanzar en la atención médica para la mitad de la población”

Si quieres, puedes escribir tu aportación