unsplash

La empresa tecnológica multinacional de informática Microsoft anunció el jueves la decisión del consejo de administración de empresa de revisar las políticas que aplica a sus empleados y empleadas para proteger contra los abusos y las insinuaciones sexuales no deseadas. Un bufet de abogados y abogadas independiente será quien habrá una investigación para valorar cómo responde al acoso sexual en el lugar de trabajo y a la discriminación de género. Los resultados serán públicos a través de un informe que incluirá una evaluación de la eficacia de sus políticas. También anuncia que resumirá los resultados de las investigaciones sobre las acusaciones de acoso contra miembros de la junta directiva y altos dirigentes, incluida la gestión de la investigación de 2019 sobre Bill Gates, y expondrá las medidas para que los dirigentes rindan cuentas (ABCNews).   

El grupo de accionistas ha aprobado la propuesta con un 78% de apoyo. Las numerosas denuncias de acoso sexual, y la supuesta incapacidad de abordarlas de manera eficiente y transparente, es lo que ha levantado la preocupación del grande de la informática, al cuestionar la cultura establecida por la cúpula directiva, así como, el papel de la junta directiva para abordar estos casos y rendir cuenta a las personas responsables.  

El directivo ejecutivo ha anunciado que la cultura en el lugar de trabajo será la prioridad principal de la multinacional, siendo su inquietud, no solo saber lo que ocurrió en el pasado, sino si ese comportamiento se está abordando para que deje de tener cabida en el futuro. Pues, su interés prima en conseguir ser capaces de tratar a sus empleados y empleadas de tal manera que atraiga y retenga el talento. Por ello, su compromiso no es solo revisar el informe que se publique, sino aprender de la evaluación para seguir mejorando las experiencias de su personal contratado. 

Este tipo de decisiones, tomadas por multinacionales como Microsoft, con una fuerte influencia sobre el resto del mundo, pueden contribuir a dar pasos en el avance hacia una mejor explicitación del acoso sexual en el lugar de trabajo, que pueda servir para tumbar barreras que impiden que se elimine en el contexto laboral. Y, así, superar un de los obstáculos más limitantes para las mujeres, en todos los aspectos de su vida, no solo en el profesional.  

 

Secciones: subportada