La Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) ha denunciado este jueves el convenio colectivo del fútbol femenino, oficializado el pasado agosto, con la finalidad de renegociar las condiciones laborales de las jugadoras de primera Iberdrola (Marca). 

El convenio se elaboró después de intensas negociaciones y contenía algunos avances en relación a los derechos de maternidad, conciliación y la formación de las jugadoras de primera división. Este texto había sido suscrito por todas las partes en febrero, pero se publicó en el BOE siete meses después.

Este convenio cumple un año legal desde su publicación y la asociación de futbolistas quiere que no se renueve este marzo para poder modificar algunas partes del documento.  Así se iniciarán nuevas conversaciones entre las partes implicadas.

Secciones: subportada