Judit Giró. Mujeres emprendedoras

A pesar de las malas noticias que el 2020 ha traído debido a la COVID-19, también nos ha dejado buenas noticias que arrojan luz con la mirada puesta en el horizonte. La importancia de la ciencia, así como el intenso y solidario trabajo que están realizando científicos y científicas de todo el mundo para mejorar las vidas de todas las personas, no solo ha quedado evidenciada en la lucha contra la pandemia. En otros ámbitos, como la lucha contra el cáncer, hemos visto también importantes avances. A finales de año, la ingeniera biomédica española Judit Giró ganó el James Dyson Award 2020 por su creación The Blue Box, un dispositivo para diagnosticar el cáncer de mama desde casa de una forma fácil, sin dolor, y de bajo coste.

Con solo 24 años, la joven ingeniera ha creado un dispositivo que está revolucionando la investigación para la cura del cáncer de mama. The Blue Box analiza la orina humana para detectar cáncer de mama, y tiene una tasa de clasificación de más del 95%. El dispositivo no causa dolor ni produce radiación, ya que utiliza tecnología de Inteligencia Artificial (AI). Una vez obtenido el resultado, el dispositivo lo envía a la nube y, con un algoritmo de AI, realiza el diagnóstico, que después le llega a la usuaria a través de una aplicación del móvil.

Sin duda, este producto mejorará la calidad de las pruebas de diagnóstico del cáncer de mama, mejorando así las vidas de muchísimas mujeres de todo el mundo.

Secciones: subportada