Una de las áreas en la que la realidad virtual (VR) está teniendo un gran impacto es la de la salud. Según Muble Solutions, las aplicaciones de VR tienen un gran potencial en el ámbito sanitario, y ya se está utilizando para formaciones y como apoyo para los y las profesionales.

Entre otras aplicaciones, ahora ya es posible planificar cirugías complejas y formar a residentes con la VR, así como mostrar a los y las pacientes cómo será la operación que se les va a realizar. Con las herramientas interactivas en 3D, cirujanas y cirujanos pueden anticipar y examinar la anatomía de sus pacientes antes de la cirugía. Además, la VR ofrece la posibilidad de realizar los procedimientos complicados en un entorno sin riesgo, es decir, los y las profesionales de la salud tienen la oportunidad de mejorar sus habilidades sin que suponga un riesgo para sus pacientes.

Por otro lado, la VR también se está utilizando en la terapia física, ya que puede ayudar a pacientes con dolores crónicos, por ejemplo, a través de ejercicios físicos interactivos. A su vez, en pacientes en recuperación de diversas lesiones, la VR sirve para desarrollar nuevas estrategias para recuperar la movilidad, el equilibrio y la coordinación.

Además, se está incluyendo la VR para tratar la ansiedad, ataques de pánico y con pacientes con fobias.

Sin duda, la VR está abriendo nuevos caminos en diferentes disciplinas como en el caso de la medicina, pudiendo así mejorar la salud de cada vez más personas.

Secciones: Navegando portada

Si quieres, puedes escribir tu aportación