unsplash

Recientemente se ha publicado en la revista científica Computers in Human Behaviour un estudio acerca de si el conocimiento previo afecta a la resolución de juegos de simulaciones médicas.

El estudio How prior knowledge affects problem-solving performance in a medical simulation game: Using game-logs and eye-tracking se realizó poniendo a prueba una muestra total de 46 personas profesionales en el ámbito médico, de las cuales 24 eran expertas con alto conocimiento previo y 22 estudiantes de medicina con un nivel de conocimiento menor. Basándose en las teorías de adquisición de habilidades complejas, durante la investigación se valoraron cuatro variables: la sistemática en la que se da el enfoque, la precisión en la atención visual y en las reacciones motoras, la velocidad de rendimiento y la carga cognitiva que supone. 

En la metodología, los y las participantes se sometieron a un entrenamiento previo y cuando jugaron un escenario de simulación se registraron los datos y los movimientos oculares. Después de ello, se sometieron también a un cuestionario de carga cognitiva para comprobar el nivel de aprendizaje individual. 

Los resultados obtenidos indicaron que las personas con mayor conocimiento previo demostraron un enfoque más sistemático, una mayor precisión visual y en las reacciones motoras, y una mayor velocidad de rendimiento. Sin embargo, y aunque sus niveles de carga cognitiva fueron más bajos, se ha demostrado que el conocimiento previo implica un impacto fundamental en los juegos de simulación. Ello abriría la posibilidad de usar estos resultados para evaluar también el rendimiento.

Si quieres, puedes escribir tu aportación