Mujeres militares en la India. Pinterest

Las mujeres oficiales del ejército de la India tienen unos derechos y oportunidades profesionales menores que sus compañeros varones, como informa The Guardian. Desde hace trece años, las mujeres podían ser contratadas por cinco años y posteriormente se les  amplió a cinco años más. Después de esos diez años, a las mujeres se les podría alargar el contrato aún cuatro años más, a diferencia de sus compañeros masculinos quienes podrían conseguir un puesto fijo. 

En relación con las jubilaciones  las mujeres no han podido alcanzar los 20 años trabajando en el ejército, por lo que no han podido obtener una pensión. Mientras que los hombres sí han podido obtener esa pensión y otros beneficios. 

Esta situación hizo que diez años atrás las mujeres militares llevaran el caso a los tribunales que fallaron sobre la necesidad de potenciar la igualdad en el ejército. Pese a esta sentencia, el gobierno de la India se negó a implementarla. Después de la batalla legal que ha durado más de una década, el pasado mes de febrero el Tribunal Supremo señaló que era una situación de discriminacion y otorgó a las mujeres un trabajo fijo y poder tener unas pensiones como militares. Así, en noviembre de 2020, el ejército declaró que 422 mujeres de 615 habían sido seleccionadas para trabajos permanentes. A pesar de este pequeño logro, las mujeres militares de la India declaran que no es suficiente para combatir la desigualdad.

Secciones: Noticias

Si quieres, puedes escribir tu aportación