www.childsoldiers.org

Actualmente hay miles de personas destinadas alrededor del mundo para promover y garantizar la paz en las diferentes zonas donde hay conflicto y violencia. Todas ellas, pertenecientes a los cuerpos de la policía, ONGs de acción humanitaria o el ejército, llevan a cabo actividades que van desde la lucha contra combatientes enemigos hasta la protección de poblaciones vulnerables. Según un artículo publicado en The Globe and Mail muchas de estas personas, describen que no hay mayor angustia que encontrarse con niños y niñas en situaciones de violencia. La infancia en zonas de conflicto armado a menudo se enfrenta a muy pocas opciones para sobrevivir; este es el caso, por ejemplo, de los niños que son reclutados para ser soldados

La organización Childsoldiers, fundada por el teniente general retirado Romeo Dallaire con toda una trayectoria a sus espaldas en el sector de la seguridad y las operaciones de Paz, trabaja desde hace 13 años porque el cumplimiento de los derechos de las niñas y los niños sea una prioridad en la agenda internacional de paz y seguridad. También, por asegurar que niños, niñas y jóvenes participen en los procesos de paz y en su futuro. A través de este enfoque, intentan construir puentes entre las partes que participan de dichos procesos y abrir un espacio para el diálogo de modo que se vaya avanzando y ganando confianza e ir dando pasos muy concretos y mesurados, en lo que puede parecer un conflicto sin remedio.

La iniciativa cuenta con un equipo que posee experiencia y trabaja desde diversos ámbitos; protección infantil, investigación, conocimiento de campo y expertos en políticas que promuevan enfoques basados en proteger la infancia de la manera más efectiva.

Uno de los recursos que ofrece Childsoldiers, con el fin de proporcionar una herramienta rigurosa en la información sobre el estado de reclutamiento y la utilización de niños por las fuerzas armadas estatales o grupos armados no estatales, es un mapa mundial en el que se puede visibilizar la tendencia a la explotación militar de niños de acuerdo con tres criterios; uno, si los países han ratificado o no, el Protocolo Facultativo de la Convención sobre los Derechos del Niño relativo a la participación de niños en conflictos armados (OPAC). En este sentido, 168 de 197 Estados miembros de la ONU han reconocido el Protocolo. Dos, edad mínima de reclutamiento, siendo 46 Estados los que aún reclutan a niños menores de 18 años en sus fuerzas armadas. Y tres, uso de niños en hostilidades, resultando que, desde 2016, han habido al menos 18 situaciones de conflicto en las que los niños han participado. 

Además del mapa de rastreo, Childsoldiers cuenta con un banco de recursos a partir de la investigación que puede resultar de gran ayuda tanto a gobiernos, ONGs como particulares entre los que se encuentran el informe Louder than Words junto con las listas de verificación, en diferentes idiomas, que en su momento resultaron muy útiles en la protección del uso de los niños en las zonas hostiles al mismo tiempo que brindó consejos prácticos para ayudar a poner fin al uso de niños soldados tanto en la ley como en la práctica. Otro recurso muy importante es el informe sobre grupos armados no estatales en el que se examinaron los avances logrados en la relación con los grupos armados y analizó los compromisos asumidos para poner fin al reclutamiento de niños y su implementación. Estos son algunos ejemplos de las diversas herramientas con las que la organización ha ido contribuyendo desde su creación.

Así es como gracias a las aportaciones de organizaciones como las que viene realizando Childsoldiers.org desde 2007 y el esfuerzo por brindar soluciones innovadoras basadas en las evidencias, se van dando pasos en pro de la construcción de un enfoque más global y orientado a la prevención del problema de los niños soldados.

Si quieres, puedes escribir tu aportación