Numerosas redes sociales como Facebook o Twitter están viendo en las últimas semanas un incremento de información falsa o desinformación sobre el coronavirus. Entre este tipo de fake news, se está produciendo un aumento de anuncios sobre productos o tratamientos que prometen curar el COVID-19.

Ante las consecuencias negativas que este tipo de desinformaciones tienen en nuestras sociedades, Facebook ha implementado una política para prohibir anuncios que prometen curar o prevenir o anuncios que puedan aumentar un sentido de urgencia como, por ejemplo, que hay suministros limitados. Asimismo, la plataforma ha anunciado que quitará los post que contengan desinformación o fake news en relación con el coronavirus. Así, a través de fact-checkers, Facebook elimina cualquier post o anuncio con mensajes sospechosos o ambiguos relacionados con el COVID-19 cuya información haya sido marcada por autoridades y organizaciones sanitarias por causar posibles daños.

Ahora que la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha declarado el COVID-19 una pandemia, es importante que sigamos la información que constantemente están compartiendo las autoridades y organizaciones sanitarias y la comunidad científica internacional con el objetivo de que todos juntos y juntas podamos superar el desafío al que nos enfrentan.

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación