Las "guerreras". RFEBM

Tras un partido intenso e igualado, la selección española de balonmano femenina consiguió superar a Montenegro en el último momento, logrando así el paso a la segunda fase del Mundial de Japón como primeras de grupo. El tanto de Barbosa en el último segundo desató la euforia de “las Guerreras”, que lograban así la victoria (26-27) tras superar en el camino a las selecciones de Rumanía, Hungría, Senegal y Kazajistán.

El partido llegó al descanso con un empate a 14, tras las actuaciones destacadas de la jugadora de Montenegro Jovanka Radicevic, máxima goleadora del partido, y de la española Mireya González, que equilibró el marcador con 5 tantos seguidos. En la segunda parte, el equipo de Montenegro marcó la diferencia, con un juego muy fluido que le permitió distanciarse, marcando 9 goles en 13 minutos. En ese duro momento, Barbosa y Nerea Pena lideraron el equipo español para marcar un parcial de 0-7, en el que la portera Silvia Navarro tuvo un papel imprescindible al conseguir dejar la portería rival a cero durante 16 minutos.

Tras la victoria conseguida en este partido tan intenso, las “guerreras” pasarán a la próxima fase como líderes del grupo C y se enfrentarán a partir del domingo a las selecciones de Rusia, Suecia y Japón.

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación