Canva

Un estudio reveló un creciente abuso de la IA para crear videos y fotos manipuladas, exacerbando la explotación y abuso sexual infantil en internet, descrito como una “pandemia sanitaria mundial” oculta.

La investigación de la Universidad de Edimburgo estima que más de 300 millones de niños son víctimas anuales de explotación online, con uno de cada ocho afectados por la toma y difusión no consentida de imágenes sexuales. Además, la sextorsión y solicitudes sexuales no deseadas proliferan.

El problema es global, pero Estados Unidos es especialmente vulnerable, con uno de cada nueve hombres admitiendo delitos online contra menores. Cada segundo se denuncian casos a la policía, señaló Paul Stanfield de Childlight. La policía británica advirtió sobre el aumento de estafas de sextorsión dirigidas a adolescentes, especialmente por bandas en África Occidental y el Sudeste Asiático.

La Agencia Nacional contra el Crimen alertó a los profesores sobre estos riesgos, indicando que los estafadores buscan principalmente dinero mediante el chantaje.

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación