En diciembre de 1999 nace la Asociación Gitana de Mujeres Drom Kotar Mestipen, fruto de las interacciones de mujeres gitanas y no gitanas en entornos educativos que promueven el aprendizaje dialógico. Las fundadoras de la asociación nos marcamos como objetivos luchar por la igualdad y la no discriminación entre mujeres y hombres, promover el trabajo solidario entre mujeres de diferentes culturas y la igualdad de oportunidades, a fin de mejorar la calidad de vida de las mujeres gitanas y de su pueblo. Desde entonces, nuestra entidad ha ido desarrollando diversas líneas de actuación para promover la inclusión de la mujer gitana y después de 24 años podemos afirmar que muchas de estas actuaciones son un referente para las mujeres gitanas y no gitanas, no solo en Cataluña si no en España y Europa. 

El trabajo intenso por una vida digna para las mujeres gitanas ha pasado por diferentes proyectos y acciones que siempre han tenido como elemento común que han germinado desde las mujeres gitanas de base, aquellas que más necesitaban las transformaciones y que las analizaban desde una perspectiva necesaria para la cocreación. Un trabajo conjunto donde se creaban las actuaciones concretas, así como se ha incorporado sus resultados a la creación de las teorías que llevarán a un impacto social, político y humano que ayude a todo su pueblo y a todas las mujeres. 

La asociación Drom Kotar Mestipen ha trabajado con todas las organizaciones que trabajan en la superación de las barreras que las mujeres gitanas encuentran a su paso. Y con ello, ha reconocido a aquellas mujeres que fueron las primeras, como Romí en Granada (1990) que fue la primera asociación de mujeres gitanas, o el grupo promotor que al amparo del I Congreso Gitano de la Unión Europea (1994) se atrevieron a entregar un documento de acuerdos de las mujeres gitanas participantes en el congreso. En Cataluña hubo algún intento que no fructificó y una asociación, que se consideraban genérica o mixta, aunque estaba y está dirigida por mujeres. En ese sentido, la Asociación Gitana de Mujeres Drom Kotar Mestipen será el inicio y un impulso vital para la transformación de las relaciones de las mujeres gitanas en el mundo cívico y político en nuestro país. 

El feminismo de la igualdad y el feminismo de la diferencia habían olvidado incorporar las voces de todas las mujeres, no así el feminismo dialógico, que como planteó Lidia Puigvert, necesita de todas las voces y crea espacios para que dichas voces puedan llegar a todos los ámbitos. Por ello, su base fue un gran empuje y base teórica para la asociación. 

El impacto que ha tenido el trabajo de Drom Kotar Mestipen se puede recoger en algunos méritos y reconocimientos como el Premio de oro 2009 por la Comisión Europea en Creatividad e Innovación del Grundtvig con el proyecto europeo EDUCAROM;  o el Premio concedido por el jurado del XX Premio 8 de marzo Maria Aurèlia Capmany – Diálogo Intergeneracional 2006 otorgado por el Ayuntamiento de Barcelona;  o la Placa Francesc Macià 2005 al Reconocimiento del papel de la entidad en el campo de la mejora laboral de las mujeres gitanas concedido por la Generalitat de Cataluña. Lejos de todo ello, el impacto más importante y del que estamos más orgullosas es el que nos llega de cada una de las mujeres. Relatos de mujeres que han superado las barreras educativas, laborales o personales de la mano de la asociación y de participar en cualquiera de las actividades que hacemos, como los Encuentros de Estudiantes Gitanas, los cursos de Monitoras de Tiempo Libre o los dos Congresos Internacionales en 2010 y 2018 que han reunido a más de 700 mujeres gitanas de 16 países de Europa. Cada uno de esos logros es una motivación más para seguir trabajando por una Sociedad donde las mujeres gitanas puedan vivir dignamente su libertad.

Las actividades y proyectos de la asociación han labrado un camino de libertad donde todas nos sentimos partícipes y responsables, orgullosas y protagonistas de los cambios profundos que estamos conociendo. Y sí, somos feministas. 

Opré Romnia!!!

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación