canva

La ciencia y la tecnología están realizando grandes avances en la mejora de las vidas de todas las personas, desde la educación basada en evidencias científicas que logra superar bulos, a la salud, por ejemplo las vacunas para protegernos de la COVID-19. En concreto, la salud de las mujeres también está siendo mejorada gracias a los avances científicos y tecnológicos, como es el caso del cáncer de mama.

Tal como explica Telefónica, la Iniciativa Global de Cáncer de Mama de la Organización Mundial de la Salud se ha propuesto el objetivo de salvar dos millones y medio de vidas afectadas por esta enfermedad para el 2040. En este sentido, la detección precoz es clave, y los avances tecnológicos están contribuyendo a detectar la enfermedad con mayor precisión y de forma más eficaz.

Por ejemplo, la tecnología 3D ayuda a la reconstrucción del pecho, y usándose junto con las mamografías, hace que esta prueba sea más fiable. Además, la Inteligencia Artificial puede reducir los errores a la hora de crear imágenes de diagnóstico. Por ejemplo, un artículo publicado en Lancet muestra que el uso de IA en mamografías es seguro y que reduce la carga de trabajo. La ciencia tiene que seguir investigando para seguir logrando impacto social en la mejora de las vidas de todas las mujeres y personas.

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación