Imagen de la Campaña de la ONU. ONU

El discurso del odio, tanto en línea como fuera de ella, es una problemática global que puede desencadenar actos de discriminación, violencia y exclusión hacia diversos grupos de personas, incluidas las mujeres y puede tener consecuencias devastadoras en la sociedad. Estos días ONU, ha lanzado la campaña #NoAlOdio para abordar y combatir este fenómeno tan perjudicial cuyo objetivo principal es promover el respeto, la tolerancia y la convivencia pacífica en un mundo cada vez más interconectado. 

La iniciativa aboga por frenar y eliminar el discurso del odio y combatir las actitudes y los estereotipos dañinos que promueven la discriminación y la violencia así como crear conciencia sobre la importancia de un lenguaje inclusivo y respetuoso. 

Algunas  acciones para combatir contra el discurso del odio de esta campaña se enmarcan y caminan también en la misma dirección que la lucha contra la violencia de género en sus diferentes manifestaciones. Claves como la sensibilización enfocada en  educar a las personas sobre la importancia del respeto, la igualdad y la no discriminación; la promoción de la igualdad de género y el impulso social a las mujeres y la promoción de la participación comunitaria. En relación a esto último, es crucial alentar incluir la voz de las comunidades y alentarlas a unirse y tomar medidas contra las actitudes de rechazo y violentas frente a otros grupos de personas.

El discurso del odio es una forma de violencia y nos afecta a todas las personas de un modo u otro y nadie debería difundir y apoyar ciertos mensajes discriminatorios y estereotipados que contribuyen a perpetuarla. En el caso de la violencia de género puede actuar como un catalizador ya que las deshumaniza, fomenta la misoginia e incluso, llega a justificar actos violentos. Como en cualquier otra manifestación de la violencia, las actitudes bystander intervention y un posicionamiento de rechazo activo serán esenciales para su erradicación y el avance hacia un mundo más justo, igualitario y libre de violencia para todas las personas.

Secciones: portada

Si quieres, puedes escribir tu aportación