Instagram de Jane Fonda con vestido de @amiparis @alexandremattiussi9

En Jane Fonda, ¿qué tiene más valor, su activismo recalcitrante o su carrera cinematográfica? Interiormente, debería contestárselo ella misma. Desde el exterior, cabe considerar que, si bien sus películas nos han hecho disfrutar de buen cine, sus protestas contra lo que mayormente se tiene por injusto resultan mucho más importantes.

Galardonada con dos premios Oscar, uno en 1971 por Klute y otro en 1978 por Volver a casa, su actividad como actriz coincidió con la de activista irrefrenable. Soporte público al “Movimiento afroamericano por los derechos civiles” en contra de la discriminación racial, actos en oposición a la guerra de Vietnam. Siendo una hermosa y cotizada estrella cinematográfica, no dudó en involucrarse en movimientos sociales y políticos que podían afectar su profesión.

También el feminismo ha formado parte de su ideario, siendo destacable el dictamen que formuló en una entrevista de 2017, para la revista People, en la que dejó claro que, “una de les grandes coses que ha hecho el movimiento de las mujeres es hacer que nos diéramos cuenta de que la violación y el abuso no son culpa nuestra”. 

Actualmente, cumplidos los 85 años de edad, su gran preocupación y su activismo están centrados en el cambio climático. Entre otras acciones, ha viajado con Greenpeace en protesta contra la persistencia de las energías fósiles. Una Jane Fonda que conserva su espléndido cuerpo y su espléndida mentalidad. 

 

Secciones: Al reverso portada

Si quieres, puedes escribir tu aportación