Como ya viene demostrando la literatura científica, el acoso sexual en el lugar de trabajo se asocia a consecuencias psicológicas y físicas negativas. Investigaciones recientes sugieren que las respuestas institucionales perjudiciales ante las denuncias de irregularidades -denominadas traición institucional– están asociadas a daños psicológicos y físicos adicionales. En cambio, se ha teorizado que las respuestas de apoyo y un clima institucional caracterizado por la transparencia y la proactividad -llamado valentía institucional– pueden amortiguar estos efectos negativos. 

El presente estudio, Institutional courage buffers against institutional betrayal, protects employee health, and fosters organizational commitment following workplace sexual harassment, examinó la asociación de la traición institucional y el coraje o valentía institucional con los resultados en el lugar de trabajo y la salud psicológica y física entre las y los empleados que informaron de la exposición al acoso sexual en el lugar de trabajo. 

Para el estudio se reclutaron personas adultas empleadas a tiempo completo durante al menos seis meses a través de la plataforma Mechanical Turk de Amazon, que completaron una encuesta online (N = 805). De la muestra completa, 317 participantes declararon haber informado de experiencias de acoso sexual en el lugar de trabajo, y solo este subconjunto de participantes se incluyó en los análisis. Para el análisis se utilizaron los instrumentos de encuesta existentes y se desarrolló el que llaman “Cuestionario de Coraje Institucional” – Específico para evaluar las experiencias individuales de coraje institucional en el contexto del acoso sexual en el lugar de trabajo. De las personas participantes que sufrieron acoso sexual en el lugar de trabajo, casi el 55% también sufrieron traición institucional, y el 76% experimentaron coraje institucional. 

Los resultados de los análisis correlacionales indicaron que la traición institucional estaba asociada con una disminución de la satisfacción laboral, el compromiso organizativo y un aumento de los síntomas somáticos. En cambio, la valentía institucional se asoció con lo contrario. Además, los resultados de los análisis de regresión múltiple indicaron que el coraje institucional parecía atenuar los resultados negativos. 

En general, estos resultados sugieren que el valor institucional es importante en el contexto del acoso sexual en el lugar de trabajo. Además, estos resultados están en consonancia con la investigación previa sobre lo que se conoce como traición institucional (institutional betrayal), pueden informar a las políticas y procedimientos relacionados con el acoso sexual en el lugar de trabajo, y proporcionar un punto de partida para la investigación sobre el concepto de coraje o valentía institucional, que es la contribución del estudio. Esto anima a todas las organizaciones a atreverse a apoyar y a crear un clima de abordaje del acoso en favor de las víctimas y todas las personas relacionadas con un caso, ya que así se mejora el ambiente de trabajo, la productividad y el bienestar de todas las personas trabajadoras.

Secciones: portada

Si quieres, puedes escribir tu aportación