Las rutas norte y sur del MeToo Universidad que han recorrido un gran número de universidades del país entre los días 26 y 30 de septiembre llegando a Madrid donde celebraron un acto central han obtenido un éxito deslumbrante que ya recoge sus impactos. A cada parada voces de chicas, alumnas, profesoras, personas con responsabilidad se han aunado a las reivindicaciones y los relatos del MeToo arropando y compartiendo las mismas preocupaciones desde la diversidad de cada una.

Los lazos de solidaridad e incluso de amistad que se han tejido crean puentes para superar cualquier obstáculo, llegando incluso en aquellas universidades y entornos por los que no se ha pasado. Por todas partes se destacaba la elegancia, la claridad de los discursos, el hablar y compartir desde el corazón, desde las evidencias y no movidas por malos sentimientos contra nadie. Personas diversas de espacios diversos se han sumado por el sentirse incluidas en una reivindicación abierta a todas las voces y relatos.

El impacto pero deviene no del compromiso con la causa, que también sino de haber llenado el camino de poética y de belleza que nos ha permitido compartir los mismos sentimientos de una forma diversamente bella. Hemos compartido poesías y música que nos han permitido volar y crear sentido a lo hecho y el por hacer. Hemos compartido relatos de vida profundos que nos emocionan y nos hemos preocupado por llenar de sentido, alegría y entusiasmo cada momento de la ruta. Además hemos disfrutado de la solidaridad y la belleza de nuestras familias y amistades quienes nos han regalado durante la ruta versos especiales, canciones emocionantes y mensajes profundos. La ruta no la hemos hecho solas, sino acompañadas por tanta solidaridad, tanta poesía, belleza y amistad que han convertido cada parada en un nuevo éxito para todas y todos.

Secciones: portada

Si quieres, puedes escribir tu aportación