Una de cada ocho mujeres que trabajan en la policía y los servicios de emergencia del estado de Victoria en Australia sufrieron algún tipo de acoso sexual durante el primer año completo de la pandemia, según ha revelado un informe de equidad de género. 

Los resultados de la auditoría revelaron que las mujeres del sector público tenían un 50% más de probabilidades de sufrir acoso sexual. Las formas más comunes de acoso fueron comentarios o bromas sexualmente, preguntas intrusivas sobre la vida privada de la mujer  o los comentarios sobre su aspecto físico.  

El acoso sexual en el lugar de trabajo se produjo con mayor frecuencia en sectores dominados por los hombres, como el transporte, la policía y los servicios de emergencia.  

El informe de la Comisión para la Igualdad de Género en la Administración Pública del Estado de Victoria  reveló que, en los 12 meses transcurridos desde el 1 de julio de 2020, el 12% de las mujeres encuestadas que trabajan para la policía y los servicios de emergencia sufrieron acoso sexual. Otro 14% de las mujeres que trabajan en el sector del transporte también denunciaron este tipo de acoso, como informa The Guardian. El informe hace varias recomendaciones para abordar el acoso en Australia.

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación