Las autoridades de Costa Rica han desarticulado una organización criminal internacional de abusos sexuales a menores que operaba en Estados Unidos, México y Costa Rica. 

La red promovía el intercambio de miles de videos e imágenes de abusos sexuales  a menores publicándolas en diversos portales de internet.

Según Interpol, se ha pasado de un millón a casi 22 millones del período 2014-2020 se ha identificado más de 65 millones de imágenes y videos de abusos sexuales a menores, millones de niñas y niños víctimas de abusos que necesitan una mayor protección para que ninguna persona adulta abuse de ellas y ellos.

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación