Este miércoles el equipo de investigación del International Breast Cancer Centre (IBCC) presentaba los resultados del ensayo clínico Destiny Breast-03 de un nuevo fármaco que mejora la supervivencia libre de progresión del cáncer de mama HER2-positivo en un 75,8% de las pacientes. 

Los resultados se han publicado en la revista The New England Journal of Medicine, que según el director, Javier Cortés, son los mejores resultados de la historia del cáncer de mama, tras analizar la eficacia y seguridad del fármaco el cual pasa a ser el nuevo estándar de tratamiento en segunda línea para pacientes con cáncer de mama HER2-positivo. 

El fármaco trastuzumab deruxtecan es de tipo inmunoconjugado o conjugado anticuerpo que actúa como “caballo de Troya”, al conseguir viajar por la sangre hasta las células tumorales, donde se reconoce la puerta a las células tumorales, entra sin ser detectado y libera la quimioterapia que transporta para destruirlas, consiguiendo así dañar menos a otras células sanas.

El ensayo clínico se encuentra en la fase III y se ha llevado a cabo con la participación de 524 pacientes con cáncer de mama metastásico HER2-positivo, de 169 centros de 15 países, de las cuales 261 fueron asignadas aleatoriamente a la rama del estudios en la que recibieron trastuzumab deruxtecan. 

Los resultados más significativos han sido el control de la enfermedad, que se ha dado en el 75,8% de estas pacientes a los 12 meses, respecto al 34 % del otro grupo tratadas con trastuzumab emtansina. Otro dato revelador es que el 16,1% de las mujeres tratadas con trastuzumab deruxtecan, frente a un 8,7% del tratamiento estándar, experimentaron una tasa de respuestas completa, lo que significa que el tumor desapareció totalmente al menos visualmente. 

Actualmente hay tres fármacos inmunoconjugados aprobados en España para el cáncer de mama. De momento estos resultados del Destinity Breast-03 sitúan al trastuzumab deruxtecan como el tratamiento de elección de segunda línea para pacientes con cáncer metastásico HER2-positivo. Cortés  apunta que la investigación sigue en marcha durante 2022 en el que se presentarán nuevos resultados de calidad de vida y eficacia de este prometedor fármaco frente a las metástasis cerebrales activas, según informa EuropaPress.  

Secciones: subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación