La violencia sexual aumenta con las crisis. Para abordar esto de manera eficaz, ONU Mujeres está trabajando con una gran cantidad de socios en Beirut (Líbano). Como parte del Plan Interinstitucional de Respuesta a la Violencia Sexual y de Género codirigido por la ONU, socios internacionales y nacionales, ONU Mujeres junto con agencias humanitarias en el país se están preparando para apoyar auditorías de seguridad en los vecindarios y desplegar equipos móviles. de personal experto en violencia de género para distribuir artículos esenciales para mujeres y niñas.

Agencias y entidades han cambiado sus programas para dar apoyo inmediato a mujeres y niñas. A través de sus entidades socias, la mayoría de las cuales son organizaciones nacionales lideradas por mujeres, han brindado protección inmediata y asistencia psicosocial a las afectadas y ha apoyado la distribución de lo que más necesitan a corto plazo: alimentos. Care International y Abaad, una ONG nacional, están llevando a cabo una evaluación rápida de las necesidades en función del género como parte de una acción humanitaria más amplia de la ONU.

El impacto de las medidas es claro en un país con una gran brecha de género y con una de las tasas más bajas de participación de la mujer en la fuerza laboral (29% para las mujeres en comparación con el 76% de los hombres). Estas desigualdades se reflejan en las comunidades de personas refugiadas y migrantes en el mercado laboral formal e informal del Líbano.

 

Secciones: Noticias portada

Si quieres, puedes escribir tu aportación