Cada vez tenemos más datos sobre el índice de bullying o acoso escolar que sufre el alumnado. Igualmente, sabemos más sobre las consecuencias inmediatas y a largo plazo que suponen para la chicas y chicos, en su salud, en su rendimiento académico y en el alcance de sus sueños y aspiraciones. Según el Primer Estudio Mundial llevado adelante por la ONG Internacional Bullying Sin Fronteras en colaboración con la OCDE para América, Europa, África, Oceanía y Asia, realizado entre junio de 2017 y junio de 2018, los casos de bullying en todo el mundo han aumentado de forma explosiva en relación a las últimas mediciones que estaban disponibles. 

A inicios de este año 2019 la UNESCO realizaba una nueva publicación donde declaraba que la violencia y el acoso escolar son un problema mundial importante. Pero igualmente, resaltaba que el bullying está disminuyendo en casi la mitad de los 71 países y territorios estudiados y que aplican medidas basadas en la evidencia. La publicación Detrás de los números: Acabando con la violencia escolar y el acoso escolar presenta la evidencia más actualizada y completa sobre la violencia y el acoso escolar, analizando su prevalencia, el impacto del problema y algunas de las respuestas exitosas. Entre algunos de los datos cabe destacar que el tipo de bullying más frecuente en una mayoría de las regiones, con excepción de América del Norte y Europa, es el físico, y que el acoso sexual, que en ocasiones aparece invisibilizado en la infancia en la escuela, es el segundo más común y que sufren en mayor número las niñas. También se muestra que el acoso en línea y por teléfono móvil está aumentando.

Aquellos territorios en los que se observa mejoría coinciden en algunos factores que pueden estar generando el éxito y sobre los que la investigación está aportando también cada vez más evidencias científicas sobre cómo hacerlo. Destaca especialmente el compromiso compartido de promover un ambiente escolar seguro y positivo; sistemas que ofrezcan una respuesta efectiva y segura para la víctima que informa del acoso escolar; programas e intervenciones en los que formar al profesorado y las comunidades basados en la evidencia, que empoderen y fomenten la participación estudiantil, y un marco político y jurídico sólido y riguroso que aborde el acoso escolar.

El acercamiento de la investigación para hacer frente al acoso y disipar mitos es un compromiso que hemos de adoptar para continuar mejorando. Desde la investigación se están aportando evidencias sobre cómo la formación al profesorado, y mejor aún si la dirigimos también a sus comunidades, disipa mitos comunes sobre el bullying que nos impiden avanzar. Por ejemplo, uno de los mitos extendidos y que favorece la atracción a la violencia, aparecía destacado en una revisión de 40 años de investigación sobre acoso escolar, de la American Psychological Association. Mostraba el mito de que las personas agresoras son siempre impopulares. El estudio, que involucraba a alumnado de cuarto a sexto grado, descubrió que el alumnado altamente agresivo puede estar entre el más popular en las aulas de primaria. Este alumnado es considerado por sus compañeros y compañeras de clase y por su profesorado, con atractivo social. En esta misma línea también se desveló el mito (falso) de que los acosadores agresivos suelen ser personas ansiosas e inseguras que utilizan el acoso escolar como un medio para compensar la baja autoestima.

DF ha recopilado durante todo este año artículos rigurosos en relación a qué dicen las cifras sobre el bullying, a su prevalencia, a cómo lo sufren las chicas. También ha abierto debates sobre qué tipo de actuaciones educativas, políticas y de investigación se requiere seguir impulsando y mejorando para consolidar escuelas libres del acoso. El compromiso continúa un año más, aportando reflexiones contrastadas que ayuden a las familias, al profesorado y, muy especialmente, a las propias chicas y chicos a enfrentar este tipo de violencia, desde la raíz y lo antes posible. Es el compromiso con el futuro bienestar social de las comunidades.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0
Tags:
Secciones: portada Violencia 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 + 11 =