Lonera Borja (Imagen de facebook)

Lorena Borja es la primera arbitra mujer y gitana en la Federación Aragonesa de Baloncesto. En esta frase de su facebook se deja entrever el camino que ha recorrido y que la ha llevado a conseguir uno de sus sueños, así como las barreras que ha tenido que superar: ”Todo esfuerzo tiene su recompensa”.

Lorena es zaragozana y una apasionada del baloncesto. Jugaba cuando iba al colegio y al instituto pero varias lesiones le impidieron que siguiera jugando. Su pasión por el baloncesto le hizo no tirar la toalla e inició un viaje que la ha llevado a romper con estereotipos y prejuicios preestablecidos respecto a la mujer, la cultura gitana y el deporte. Como ella misma cuenta en  RTVE,  ser gitana y querer ser árbitro no es algo habitual y, aunque su padre la apoyó desde el primer momento, no ocurrió lo mismo con su madre. A pesar de los miedos que puede dar ser la primera en dar un paso así, Lorena tiene claro que si no te atreves a dar ese paso, contribuyes a seguir reproduciendo una cultura del deporte fundamentalmente masculina y con poca diversidad. Así lo explica ella misma: “Si tú eres mujer y quieres hacer un trabajo que ha sido siempre de hombres y no lo haces por el miedo a…, estás contribuyendo a que nunca haya de eso”.

Su padre habla de ella con orgullo y dice que estudiar y ser árbitro ha sido una decisión en su corazón. Lorena tiene un sueño aún mayor que el de árbitra y por ello está estudiando para ser policía nacional. En su perfil se describe como futura policía proyectando este deseo presente en una realidad futura.

Es una joven valiente que nos inspira para seguir derribando barreras en el mundo del deporte y, a la vez, demuestra que siempre se pueden abrir ventanas para que otras chicas persigan sus sueños y no los abandonen.

Secciones: Noticias subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación