Debbie Manzano es la actual jefa de la planta de producción del vehículo “pick up” más vendido de la Ford, el F-150. Tras haberse graduado en la universidad en Estadística empezó a trabajar en la Ford, concretamente en el proceso de producción de vidrio y como ingeniera de producción e inspección de calidad en todo Estados Unidos.

Ahora el New York Times ha dedicado un artículo a Manzano, de 46 años, por su gran trayectoria y por alcanzar un puesto en el que es extraño encontrar a una mujer. Manzano lo ha logrado gracias a su esfuerzo de más de 24 años. Concretamente, la empresa Ford, en las 28 plantas que tiene en América del Norte, solamente ocupan altos cargos cuatro mujeres. Según afirma el diario americano los y las empleadas siempre habían querido a una jefa mujer como jefa.

La empresa tiene un gran desafío en relación con el acoso sexual y la discriminación de género, especialmente porque entre las mujeres que han trabajado en la empresa de Chicago, como informó el año pasado New York Times, algunas padecieron un acoso sexual extenso y continuado.

En las empresas estadounidenses, tras muchos años de tener un incremento de mujeres como responsables de altos cargos, ahora su número se está desplomando. Un dato que se repite en otros puestos laborales. Por ejemplo, en el área de manufacturación, las mujeres de Ford representan menos del 30% de las personas trabajadoras. A pesar de ello hay mujeres que logran alcanzar estos puestos, como es el caso de  Mary T. Barra, presidenta ejecutiva de General Motors desde 2014.

Secciones: Noticias subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación