El movimiento feminista 8M convoca otro año consecutivo a la Huelga Feminista Completa para el próximo 8 de marzo de 2019 y que se enriquecerá desde la diversidad de territorios con diferentes iniciativas de sensibilización y reivindicación. El Movimiento 8M sigue trabajando por llegar a cada vez más mujeres y uniendo esfuerzos para que ningún partido ni sindicato se adueñe de este movimiento que pertenece a todas y cada una de ellas.

Los días 6 y 7 de octubre, se está celebrando en el Centro Municipal Integrado de Gijón Sur, el IV encuentro estatal del movimiento 8M. Una movilización feminista que ya demostró el año pasado su impacto a nivel internacional a partir de la Huelga Feminista convocada el 8 de marzo de 2018. Las cerca de 400 mujeres que se reunían este sábado, casi el doble de las que se juntaron en los últimos encuentros del año pasado, vislumbran lo que será de nuevo un 8M que sigue creciendo en número y diversidad de mujeres. Ánimo, emoción e ilusión han guiado a las mujeres pertenecientes a este movimiento que va creciendo cada día en la lucha por conseguir los derechos para todas.

El encuentro iniciaba el día con una asamblea sobre cuáles son los principales retos para el próximo 8M a raíz del trabajo realizado por las asambleas de los diferentes territorios. Entre algunos de ellos se unían las voces ante el proclamo de seguir cuidado un movimiento que es de todas las mujeres y que gobierne quien gobierne, se seguirá defendiendo y vindicando por los derechos de todas ellas, hasta el final, hasta que exista un cambio real. Otro de los grandes retos enunciados y sobre el que se seguirá trabajando, es el de consolidar avances de transformación profunda, para la inclusión de las voces de cada vez más mujeres, muy especialmente las de aquellas que han sido silenciadas históricamente. De nuevo, es un debate que queda pendiente y que desde los territorios se motiva a pensar propuestas y movimientos que se puedan ir realizando para contribuir a un reto que ha sido histórico en la evolución del movimiento feminista.

Uno de los debates más intensos ha versado sobre la significación de la huelga para convertirla en una herramienta 100% feminista, con el fin de potenciar un movimiento social que permita construir el feminismo de abajo a arriba, manteniendo presentes la ilusiones y deseos que nos unieron a todas desde los inicios y transformando una sociedad patriarcal que no acoge nuestras voces. La reflexión ha sido intensa y la asamblea ha demostrado la solidaridad de la gran mayoría de mujeres presentes por poner al centro del debate el feminismo y la vida de todas ellas, cediendo desde cada una de las distintas posiciones, para llegar a un consenso que siga manteniendo vivas las esperanzas que muchas mujeres han puesto en esta movilización.

La tarde de trabajo continuaba en los diferentes ejes transversales a todos los territorios del estado (estudiantil, laboral, cuidados, consumo), a los que se añadía el trabajo en violencias y migrantes racializadas y sobre los que mañana podremos conocer las principales conclusiones.

Tras un minuto de silencio y al canto de “Ni una menos, vivas nos queremos” se reivindicaba en la sala el asesinato ocurrido ayer sábado, a una mujer en Girona, evidenciando que es imprescindible movilizarnos cada vez más rápido, más mujeres y centrando la mirada en lo que en estos momentos más nos preocupa. Entre sentimientos de esperanza y profunda solidaridad se despedía el día con una concentración en la Plaza Parchís (Gijón).

Secciones: Noticias portada

Si quieres, puedes escribir tu aportación