Conscientes de que, como mujeres, incluso en nuestra diversidad, nos hemos socializado bajo unas estructuras creadas y reproducidas por el patriarcado, el Grupo de mujeres Sherezade: Dialogando el feminismo, impulsó su creación el 1 de mayo de 2014 bajo un sueño: proporcionar a las niñas y a los niños las herramientas necesarias para que puedan vivir relaciones seguras, libres y apasionadas, en base a los sentimientos que la humanidad más valora.

Desde que hace cuatro años iniciáramos su andadura, este grupo feminista está suponiendo ya, tanto en las mujeres que pertenecemos a él como en el impacto que generamos en las comunidades educativas de las que participamos, mejoras en la superación de la violencia de género y de relaciones afectivo-sexuales tóxicas, mejoras en salud y atracción hacia relaciones más igualitarias, solidarias y bondadosas, al tiempo que apasionadas.

El grupo de mujeres Sherezade toma como referencia las contribuciones científicas y sociales  del grupo de mujeres SAFO y del feminismo dialógico definido en “Mujeres y Transformaciones Sociales” (Beck-Gernsheim, Butler, & Puigvert, 2001). Es uno de los escasos colectivos feministas no mixtos compuesto por mujeres docentes. En la actualidad está abierto a la participación de aquellas que se unen a los espacios de formación dialógica del profesorado “A Hombros de Gigantes: Actuaciones Educativas de Éxito para una Escuela Inclusiva” en el territorio valenciano. Este grupo permite consolidar un trabajo conjunto y coordinado dirigido a la mejora de la convivencia y a la superación de la Violencia de Género en los centros educativos del territorio a través de actuaciones enmarcadas en la perspectiva teórica de la Socialización Preventiva. Quienes formamos la agrupación compartimos el compromiso de transformar el sistema educativo y caminar hacia una sociedad más igualitaria, solidaria y libre, teniendo muy presentes la diversidad de movimientos impulsados por las mujeres desde la solidaridad.

Inspiradas en esta extraordinaria figura de la literatura universal, Sherezade es también un espacio de transformación personal para contribuir a la coherencia entre lo que hacemos y lo que decimos a nuestras alumnas y alumnos, llevando a la Educación y a nuestras vidas las mejores aportaciones científicas en materia de superación de la violencia. Trabajando la solidaridad femenina y el diálogo igualitario, reflexionamos y vamos adquiriendo conocimiento sobre las evidencias científicas acerca de la educación en relaciones igualitarias, los modelos de atractivo y la unión del lenguaje de la ética y el lenguaje del deseo, desarrollando una identidad basada en sentimientos profundos como el amor, la amistad y la libertad.

“…este espacio es como de una transformación más profunda (…) para mí la educación es el motor de cambio y yo quiero que esto cambie… la parte pedagógica no puede ir separada de conseguir relaciones más igualitarias (…) ahora soy incapaz de separar lo que me ha supuesto como análisis personal, de lo que me ha supuesto como profesional, de qué es lo que tiene que perseguir la Educación en la que yo creo” (Sonia, maestra de centro educativo)

Superando y rompiendo las cadenas de lo preestablecido socialmente acerca de cómo deben ser las interacciones entre las mujeres, Sherezade está suponiendo la creación de un contexto seguro que incorpora todas las voces y asegura la libertad de cada una de ellas.

Deseamos “mil y una noches” más… para, a través de la gran oportunidad que la educación nos brinda, contribuir a crear espacios que permitan brillar y hacer brillar… a niñas, jóvenes y mujeres que así lo desean.

Secciones: portada Violencia 0

Si quieres, puedes escribir tu aportación