La ministra de sanidad francesa Agnès Buzyn formaliza la imposición de once vacunas en lugar de tres para los recién nacidos a partir de este año.

Será condición indispensable para acceder a guarderías, escuelas o incluso colonias de verano. Efe Salud señala que esta medida clarifica la postura de Francia frente a las vacunas tras la denuncia de una asociación que promociona medicinas naturales.

En 2016 la revista científica EbioMedicine investigó el nivel de confianza hacia las vacunas a través de una encuesta en la que participaron 67 países de todo el mundo, llegando a más de sesenta y cinco mil personas. En Europa, Francia mostraba el menor nivel de confianza hacia las vacunas: cerca del 41% de la población mostraba reticencias hacia las vacunas.

La Organización Mundial de la Salud (OMS)  señala que la inmunización es una de las medidas más costo-eficaces y que da mejores resultados en todo el mundo: previene entre 2-3 millones de muertes cada año y podrían ser 1,5 millones más si se mejorara la cobertura mundial de vacunación.  

La inmunización logra prevenir enfermedades, discapacidades y defunciones por enfermedades prevenibles mediante la vacunación. Por ejemplo, el cáncer cervical, la difteria, la hepatitis B, el sarampión, la parotiditis, la tos ferina, la neumonía, la poliomielitis, las enfermedades diarreicas por rotavirus, la rubéola y el tétanos.

El embarazo es un momento fundamental para algunas de estas afecciones. Por ejemplo, el tétanos materno y la rubeola en el embarazo pueden provocar daños en el cerebro del bebé, en el corazón o incluso la muerte fetal.  La OMS estima que la cobertura mundial de vacunación para la rubeola en el embarazo era del 47% en 2016.   

A la espera de datos más recientes, este 2018  los avances del Plan de Acción mundial de vacunas 2011-2020 serán comentados en la Asamblea de la Organización Mundial de la Salud.  

Secciones: Noticias subportada

Si quieres, puedes escribir tu aportación